Home / Regionales / Embalse / La central, en una nueva etapa
  • NUCLEAR

  • NUCLEAR

  • NUCLEAR

La central, en una nueva etapa

Obras. La puesta en marcha del plan de extensión de la vida útil de la Central Nuclear Embalse comenzarán el 1 de noviembre, según se informó desde la empresa. Prevé recambio de equipos y elementos en las áreas convencional y nuclear. La inversión será de 1.600 millones de dólares

La Central Nuclear de Embalse genera el 51 por ciento de la energía eléctrica que se produce en Córdoba, y constituye el 5 por ciento de la potencia disponible en el sistema interconectado nacional. Su gravitación es casi esencial en el mercado eléctrico argentino. Y de allí surge, básicamente, la decisión de encarar el complejo proceso de extender su vida útil, a punto de expirar a los 30 años de su puesta en marcha. Las obras, que comenzarán el 1 de noviembre de este año, demandará una inversión de 1.600 millones de dólares, la tercera parte de lo que costaría una central nueva, y requerirá de unos 3.500 trabajadores que se sumarán desde las empresas contratistas. Actualmente la planta emplea a unos 900 empleados. El plazo de los trabajos será de 20 meses y medio.

Detalle
¿Qué obras se realizarán y qué elementos se cambiarán? En principio algunas obras civiles ya comenzaron como la construcción de más cilindros de hormigón armado en los que se deposita el combustible radioactivo ya utilizado, que los técnicos evitan denominar residuos. Ese predio, que equivale en superficie a dos canchas de fútbol cinco, está ubicado detrás de las torres eléctricas y cerca del lago. Además, recientemente se inauguró una réplica exacta de la sala de control, que sirve de simulador para entrenar a los operadores de planta sobre cómo actuar ante 36 posibles eventos que podrían ocurrir en la planta.
El plan prevé el reemplazo de los 380 canales de combustible del reactor en el corazón del área nuclear, para lo cual se prepara un sistema robótico. En el sector convencional se realizará el recambio de los generadores de vapor, modernización del turbo grupo y ciclo térmico, recambio de la bobina del generador, reemplazo de la computadora de control, y modernización de los sistemas de seguridad.
Varias empresas nacionales han calificado para aportar trabajo, insumos y equipos en áreas sensibles, y ese paso fue rescatado como todo un logro por los directivos de la planta. Otro de los procesos se ejecuta en el exterior, teniendo en cuenta que la tecnología nuclear es canadiense y la convencional (se trata de una central térmica que produce vapor a presión) de origen italiano.
El plan demandará además la construcción de 8.000 metros cuadrados de talleres que ya se ejecutan.
Con la extensión de su vida útil, la central -del tipo Candú-, generará 35 megavatios más de los 648 actuales en su máxima potencia.
El reemplazo de la tecnología informática será otro de los desafíos. La computadora de control es ya obsoleta -data de 1984 el año de puesta en marcha de la planta-. Se cambiará por otra de última generación cuyo diseño está dirigido por Nucleoeléctrica Argentina SA, empresa estatal gerenciadora de la central. La fabricación del hardware y la asistencia en el montaje fue encargada a la firma nacional L3 Mapps, mientras que el nuevo software es diseñado por Candú.
Otro de los beneficios del plan será lograr que las paradas periódicas de revisión y mantenimiento sean más cortas en el tiempo.
Para los próximos años también se incluyen desafíos:
nContinuar con una operación segura en el Segundo Ciclo de Operación.
nRetener la experiencia de muchas personas próximas a retirarse y que han estado trabajando en la empresa desde la puesta en marcha
nTrabajar estrechamente con IAEA, CANDU, ANSALDO, CNEA, fabricantes de equipos, otras plantas, el regulador y las numerosas organizaciones de la industria nuclear.
nContinuar con el programa de Gestión de Vida en el Segundo Ciclo de Operación que incluya: experiencias y resultados de inspecciones realizadas durante la parada de reacondicionamiento y actualización continua.
nMaximizar la participación local en la ingeniería y suministro de materiales y componentes del reacondicionamiento.