Home / Al toque / Voley en el Champagnat: Crecimiento que no se detiene

Voley en el Champagnat: Crecimiento que no se detiene

A través del Instituto Marcelino Champagnat que hace tres años funciona en esta ciudad, la actividad del voleibol de ese establecimiento educativo -fusionado con el Club Deportivo Casino- ha tenido un crecimiento muy importante. Primero fue en lo deportivo, y desde 2016 se sumó la infraestructara ya que la construccción del Complejo Deportivo, ubicado en la intersección de San Pedro y Cid Campeador (al frente de donde se dictan las clases), marcha a pasos agigantados.
“Lo que se está haciendo es una ilusión para todos los que trabajamos en el voleibol”, señaló el experimentado entrenador Gustavo Venier, quien además explicó: “El Complejo Deportivo que está haciendo el Instituto es para jugar voley federado, con dos canchas reglamentarias y que van a ser techadas próximamente. Además tiene vestuarios, gimnasio, salón de usos múltiples y una aula. Es algo muy completo y muy lindo lo que está pasando acá, en Río Tercero”.
-¿Hay antecedentes en el interior de la provincia de Córdoba que un establecimiento educacional juegue en el nivel de la Federación Cordobesa de Voley?
-Hay dos escuelas en Villa María (Trinitario y Rivadavia) y que son de lo mejor en el país. Tanto es así que Rivadavia salió campeón sudamericano en Colombia a nivel colegios, además juega la Liga Nacional con las mujeres de colegios en Colombia el año pasado, y Trinitario fue campeón argentino en tres categorías. Lo que apartan esas dos escuela, a diferencias a veces de los clubes, es único. Y lo se esta haciendo en Río Tercero es un cambio estructural; ojalá que se dé también en los otros colegios y de esa manera levante la parte del deporte, sobre todo la educación física.
-¿Porqué el Instituto Marcelino Champagnat decidió apoyar y de gran forma al voleibol?
-Porque creo que el voley es un muy lindo deporte, muy técnico, se requiere de mucho trabajo para poderlo jugar. No quería supuestamente el Instituto competir con básquetbol o fútbol porque ya están muy asentados en los clubes, y apoyó este proyecto del voleibol.
-¿Qué mucho tiene que ver en este proyecto Gustavo Venier?
-La verdad que esto es algo que me gusta tanto, lo hago simplemente por pasión, no hay otra explicación. Me acompaña mucho mi familia y gente al lado. Está Jorge (Moreyra), Gustavo (Villegas) y Andrés (Cena) que son los chicos nuevos. Uno timonea un poco el barco y hace falta esa gente para que ande.
-¿Hasta el momento cuál es la experiencia de la fusión Casino-Champagnat en la División de Honor de la Federación Cordobesa?
-Nosotros siempre veníamos jugando en la B, y la verdad que esta nueva experiencia viene dura. Pero estamos superando las expectativas. En primera división nos enfrentamos contra algunos clubes que tienen jugadores profesionales, pero la gente que está en el equipo le está poniendo mucha garra y eso no tiene valor.